Urge servicios de salud para prevenir las muertes por sobredosis de opioides

Según los CDC, en 2019, unas 70,630 personas murieron por una sobredosis. De estas, cerca del 70% fueron fallecimientos provocados por el uso de opioides tales como el fentanilo y tramadol.

Thinkstock

Ante la latente crisis de opioides en Estados Unidos y Puerto Rico, urge que en el país se amplíen los servicios para atender a personas que sufren trastornos de salud por consumo de sustancias y prevenir muertes por sobredosis. Así mismo, hace falta un estudio epidemiológico que retrate la realidad de la crisis en la Isla.

Así lo indicó el psicólogo clínico Luis Rolón de la organización Intercambios Puerto Rico, quien mencionó que la falta de servicios médicos para esta población es uno de los mayores retos para combatir los trastornos de uso de sustancias. La voz de alerta de la entidad surge en el marco de la conmemoración del Día Internacional de Concienciación de Sobredosis en donde la organización celebrará diversas actividades educativas en el Patio de la Goyca en la calle Loíza en Santurce hasta el 4 de septiembre.

“Aquí el problema principal es el acceso a servicios. El hecho de que muchas de las personas que están en consumo muchas veces están deseosos de buscar ayuda y buscar servicios de tratamiento…pero en Puerto Rico tenemos poco espacio de tratamiento”, dijo el profesional de la salud en entrevista con Metro.

Agregó que en un estudio comisionado por la Administración de Servicios de Salud Mental y Contra la Adicción (Assmca) en 2016, reveló que cerca de un 67% de las personas con trastornos de uso de sustancias no recibieron ningún tipo de servicios o tratamientos médicos.

“Aquí el problema principal es el acceso a servicios y que sea un acceso a servicios que conocemos como ‘umbral bajo’, que significa que sea poco o ningún requisito para poder recibir ese tipo de servicio”, añadió. Mencionó que en muchas ocasiones los participantes que en un principio desean recibir tratamientos abandonan el proceso debido a la gran cantidad de requisitos que tienen que cumplir para que se les otorgue algún tipo de servicio. Ante esto, insistió en que se debe priorizar primero en la medicación —con y luego abordar otros servicios interdisciplinarios.

De acuerdo con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), en 2019 unas 70,630 personas murieron por una sobredosis. De estas, cerca del 70% fueron fallecimientos provocados por el uso de opioides tales como el fentanilo y tramadol. Pese a que no pudo precisar cuántas personas han fallecido por una sobredosis de opioides en la isla en los pasados años, a juicio de Rolón las muertes y la incidencia de eventos de sobredosis ha aumentado de acuerdo con su experiencia trabajando directamente con usuarios de estas sustancias. “Te tengo que decir que sí [ha aumentado]. He estado trabajando más de cerca con las sobredosis desde 2017 y de allá para acá ha habido un aumento”, señaló.

La crisis de opioides en Estados Unidos y Puerto Rico ha estado marcada por el aumento en el uso de sustancias como el fentanilo. De acuerdo con Román, el fentanilo es un opioide sintético que en ocasiones es recetado para dolores crónicos. Agregó que, en su práctica con la organización Intercambios Puerto Rico, se han encontrado con que drogas como la heroína están siendo adulteradas para añadirle fentanilo. “El fentanilo es un opioide que es 50 veces más potente que la heroína y la morfina”, señaló.

“Desde el 2016 y 2017 se empezó a disparar los eventos de sobredosis y muertes por sobredosis. No es un fenómeno igual al que ocurre en Estados Unidos. En Estados Unidos, se ha disparado significativamente las muertes por sobredosis de opioide, pero principalmente por los opioides recetados. Pero no es la misma situación nuestra. Acá en Puerto Rico la población en riesgo de sobredosis es la población de usuarios de opioides inyectables como es la heroína y en este caso ya casi no podemos hablar de heroína porque la heroína a veces ni contiene heroína, solo contiene fentanilo”, comentó.

Naloxona: un medicamento que puede salvar vidas

Asimismo, Rolón indicó que se debe promover que el naloxona sea más accesible en el país debido a que podría neutralizar los efectos de una sobredosis y salvar la vida de una persona. “Aquí quien responde primero son los participantes. Si estás en un shooting, caíste en una sobredosis, por lo regular quien primero te responde es el participante que está al lado, si tiene la naloxona. Así que aquí hay un asunto que debe haber naloxona por todos lados”, comentó Rolón, quien añadió que orientan a los participantes en torno al uso del medicamento. En marzo de 2019, el Departamento de Salud emitió una orden administrativa que autorizó a las farmacias la venta sin receta de este medicamento. Por su parte, el proyecto de ley del Senado 71 —el cual fue convertido por el gobernador Pedro Pierluisi el pasado viernes— también dispone para facilitar el acceso de este medicamento a organizaciones sin fines de lucro que atiendan a esta población.

La organización Intercambios de Puerto Rico entregó unos 239 kits de naloxona a participantes entre febrero a junio de este año. Bajo este programa en el que entregan el medicamento a los participantes, la entidad indicó que conocen de 79 casos en el que se logró revertir una sobredosis tras la administración del naloxona.

Necesaria una vigilancia epidemiológica

Si bien Rolón opinó que las muertes por sobredosis han aumentado en los pasados años, el psicólogo clínico mencionó que no cuenta con estadísticas precisas en torno a cuántas personas mueren por sobredosis de opioides.  “Ciertamente necesitamos esa información para establecer un plan orquestado y un plan en conjunto no solo con otras organizaciones, sino también con el gobierno y poder establecer un buen plan de prevención de sobredosis”, dijo.

En Puerto Rico, según la oficina de prensa del Negociado de Ciencias Forenses, en 2020 hubo 120 muertes por intoxicación, que incluye por el uso de alcohol, medicamentos, drogas ilícitas, fentanilo y etanol. En 2021, ha habido 120 muertes bajo este renglón, de acuerdo con la agencia. Sin embargo, al momento de esta publicación la agencia no ha podido proveer la cifra de fallecimientos por únicamente por sobredosis de opioides.

La insuficiencia de cifras en torno a las muertes por sobredosis fue eje de discusión durante las vistas públicas del proyecto del Senado 71, una legislación que busca prevenir las muertes por sobredosis de opioides en Puerto Rico. “En el caso de Puerto Rico, debemos enfatizar en la ausencia de datos y estadística confiable relacionada a las sobredosis. Descansando en información recogida por parte de la prensa, en el año 2015 el Negociado de Ciencias Forenses (NCF) reportó 72 muertes por intoxicación de opioides, 58 muertes en el 2016, 45 muertes en el 2017 y 13 muertes en el 2018. Sin embargo, la experiencia y la información que recogen las organizaciones, quienes son la primera línea de defensa ante esta crisis, lamentablemente dista mucho de los referidos datos gubernamentales”, reza la Exposición de Motivos de la medida.

Marihuana sintética

La organización también está trabajando con la problemática de uso de marihuana sintética en la Isla. En una próxima entrega abundaremos sobre esta problemática en la Isla. Esta tarde en el programa Los datos son los datos de Jay Fonseca en Wapa Televisión se abordará más sobre esta temática.

Conoce al nuevo actor que será Luis Miguel en la tercera temporada de la serie

Conoce al nuevo actor que será Luis Miguel en la tercera temporada de la serie

Diego Boneta le cedería el espacio a este reconocido actor