Así fue la vez que el príncipe Carlos humilló a la princesa Diana al correr a los brazos de su amante

Lady Di tuvo que soportar muchos episodios en los que comprobó la infidelidad de su esposo.

En la historia de amor, por llamarla de alguna manera, de la princesa Diana y el príncipe Carlos hay muchos altibajos. Pero uno de los puntos más bajos precisamente se vivió en 1993, cuando públicamente el heredero al trono no tuvo reparos en confirmarle al mundo sus sentimientos por Camilla Parker-Bowles.

Desde un año antes la pareja real ya se encontraba separada, pero no pensaban en divorcio todavía. Esto se precipitó luego de la entrevista de Lady Di con la BBC en 1995, efectuado en 1996, por lo que para la fecha tenían una ruptura "amistosa", a ojos del público y de sus hijos, en donde todavía solían coincidir en algunos eventos.

Sin embargo, uno de ellos colmó el vaso y aquel que todavía tuviese dudas que el padre de los príncipes William y Harry tenía una aventura extramatrimonial, terminó por confirmarlo ese día.

El príncipe Carlos corrió a abrazar a Camilla ante la mirada de la princesa Diana en una recepción

Según Vanity Fair, citado por Terra, esta se llevó a cabo abordo del yate real, HMY Britannia, amarrado en el Támesis. Durante un pasaje del evento, él vio a Camilla entre la multitud que miraba y "abandonó el desfile real para ir a saludarla, con un cálido abrazo, dejando a Diana varada en medio del protocolo real, humillada públicamente".

De seguro para ella tuvo que haber sido muy incómodo ver cómo su expareja, pese a compartir un matrimonio desde hace varios años, guardaba y mostraba sentimientos hacia otra persona, tal como la manifestó en la llamada entrevista del siglo, con Martin Bashir: "Éramos tres en este matrimonio, así que estaba un poco abarrotado".

 

Te recomendamos en video: