Muere el hermano mayor del papa emérito Benedicto XVI

Georg Ratzinger era sacerdote y tenía 96 años

El sacerdote Georg Ratzinger, hermano mayor del papa emérito Benedicto XVI, quien se hizo famoso por derecho propio como director de un aclamado coro de niños alemanes, falleció a los 96 años.

La diócesis de Ratisbona —en el estado alemán de Baviera, donde vivía Ratzinger— informó en un comunicado en su página web que el prelado murió el martes. Su muerte se produjo poco más de una semana después de que Benedicto XVI hiciera una visita de cuatro días a Ratisbona para estar con él.

Ordenado el mismo día que su hermano, Ratzinger demostró ser un músico talentoso y supervisó la grabación de numerosas obras maestras y giras de conciertos en todo el mundo por el Regensburger Domspatzen, un coro histórico que remonta su historia al siglo X. Sin embargo, su reputación se vio empañada cuando se disculpó por usar el castigo físico para disciplinar a los niños en medio de una investigación más amplia sobre abusos sexuales y otros en la Iglesia católica.

Permaneció extremadamente cerca de su hermano a lo largo de su carrera. Expresó su preocupación cuando Joseph Ratzinger fue elegido papa, explicando que el estrés afectaría su salud y que ya no pasarían tanto tiempo juntos.

El papa modificó sus habitaciones en el Palacio Apostólico para acondicionar un apartamento especial para su hermano, que viajaba con frecuencia desde su hogar en Ratisbona a Roma. Elegido para el papado en 2005, Benedicto XVI renunció en 2013 y fue sucedido por el actual papa Francisco.

Los dos nacieron en una familia católica religiosa, hijos del policía Josef Ratzinger y su esposa María. Fueron sobrinos nietos del político alemán Georg Ratzinger, un sacerdote y reformador social que fue miembro del Parlamento bávaro y del Parlamento federal.

Nacido el 15 de enero de 1924 en la ciudad bávara de Altoetting, Georg Ratzinger mostró un talento temprano para la música, tocando el órgano de la iglesia a los 11 años. La familia finalmente se estableció en las cercanías de Traunstein en 1937, donde él y su hermano se unieron al seminario. Durante la Segunda Guerra Mundial, Ratzinger le dijo a The Associated Press en una entrevista que recordaba acurrucarse con su hermano menor y su padre mientras escuchaban las transmisiones de radio de las fuerzas aliadas, porque su padre quería que supieran la verdad sobre el régimen nazi.

Le podría interesar este video: