Analizan impacto por tardanza distribución de fondos federales

El desembolso tardío lacera más la economía, según expertos

Unsplash

La tardanza en la distribución que el gobierno federal otorgó a Puerto Rico para el manejo de la emergencia que ha provocado el coronavirus lacera más la economía, sentenció el economista Antonio Rosado.

El experto recalcó que los miles de millones de dólares vienen del gobierno de Estados Unidos, y que la tardanza del Gobierno local

"Es respuesta a la crisis cuando cerró la gobernadora cuando cerró en marzo sin ningún tipo de preparación. No estaba listo el Departamento del Trabajo, no estaba listo el Departamento de la Familia para recibir cientos de miles de solicitudes de desempleo y de asistencia nutricional, porque no había ningún plan", agregó.

El economista opinó que lo único que ha beneficiado a Puerto Rico ha sido la respuesta federal al coronavirus, que ha incluido a los territorios. "El Gobierno de Puerto Rico lo único que ha hecho es mantener a los empleados públicos sin trabajar ni producir y siguen pagándole el 100% del salario", agregó.

De igual forma, Rosado afirmó que "estamos en una situación de crisis, casi toda relacionada a la incapacidad del Gobierno del resolver los problemas del sector privado". Este recordó que aún falta por desembolsar la mayor parte del incentivo de los $1,200 a los ciudadanos, así como los pagos del desempleo federal, y ahora la distribución de los $2,200 millones que otorgó el gobierno federal, y de donde de sacará para los incentivos a cuentapropistas, pequeños y medianos negocios, entre otros.

Rosado también mencionó que la encuesta sobre la tasa de desempleo que realiza el Departamento del Trabajo no se ha publicado en marzo ni en abril. "No sabemos el impacto que tiene en el desempleo, en Estados Unidos estamos hablando de un 17% de tasa de desempleo, en Puerto Rico puede ser un 20 a un 22%", puntualizó.

Desembolso tardío

Mientras, tras el anuncio ayer el presidente de la Asociación de Economistas de Puerto Rico, Heriberto Martínez opinó a Metro que el anuncio fue uno tardío.

"Muchos de nosotros, incluyendo a la Asociación de Economistas le habíamos hecho una exhortación a la gobernadora, y a la Junta de Supervisión Fiscal de que liberaran cierta cantidad de dinero del fondo para el pago de deuda y que se inyectara directamente a las familias y a las pequeñas y medianas empresas del país. Obviamente no se nos hizo caso, y el resultado fue que la espera ha lastimado muchísimo al ecosistema empresarial puertorriqueño y ni hablar de las familias", opinó.

El economista dijo que aunque el dinero es tardío, esperan que no suceda como con otros fondos federales que el Gobierno se ha tardado en desembolsar.

Finalmente, Martínez expuso que lo que más necesitan las empresas locales actualmente es liquidez, por lo que recalcó la idea de sacar dinero del fondo de pago de deuda, para que en lugar de una ayuda suponga un rescate a esas compañías.

Les recomendamos: