AARP Puerto Rico exalta la labor de los Cuidadores Familiares en su mes

Con sobre ½ millón de cuidadores en la Isla, se logra que la Cámara de Representantes cree grupo de trabajo para investigar la figura del Cuidador familiar de adultos mayores.

Con sobre medio millón (500,000) de cuidadores familiares en la Isla, AARP Puerto Rico inicia la celebración del Mes del Cuidador Familiar junto a la Cámara de Representantes, anunciando la creación de un Grupo Especial de Trabajo dirigido a los Cuidadores. El objetivo es crear política pública e identificar las necesidades y retos que enfrentan los cuidadores familiares de adultos mayores en Puerto Rico.

El presidente de la Cámara, Rafael “Tatito” Hernández indicó que, ante el aumento acelerado en la tendencia de envejecimiento, donde la mediana de edad de 43 años ya supera la mediana que se proyecta mundialmente para el 2050, se hace necesario apoyar de forma efectiva al grupo de cuidadores familiares en la Isla.  “Para ayudar efectivamente a este grupo, que es el eje central del sistema de cuido prolongado en Puerto Rico y que a diario velan por el bienestar de nuestros seres queridos, la Cámara crea este grupo de trabajo que tendrá a su cargo evaluar el impacto en la salud y bienestar de las personas a quienes cuidan. Igualmente, se evaluarán los aspectos jurídico-legales del rol del cuidador, su relevancia y aportación al continuo de cuido de los adultos mayores, así como los cambios necesarios en el ordenamiento para facilitar el apoyo a los cuidadores familiares”.

Por su parte, José Acarón, director estatal de AARP Puerto Rico, destacó que el grupo trabajará con una visión de futuro para aportar a un plan de País que presente una sociedad de integración multigeneracional, en la que todos en la Isla podamos envejecer con dignidad, bienestar, y participación en el desarrollo económico y social.  “. “Para evaluar en su justa perspectiva el asunto de los cuidadores, hay que tener visión y darnos cuenta de que, más allá de una crisis, es una nueva oportunidad de desarrollo socioeconómico que puede fortalecer la competitividad de Puerto Rico, ya que el envejecimiento poblacional es un fenómeno mundial”, señaló.

En la conferencia, Acarón compartió detalles del más reciente estudio local desarrollado por AARP PR sobre el cuido en el hogar por parte de familiares.  Los hallazgos revelan que en la Isla se estima que más de 600 mil personas necesitan algún apoyo para las actividades del diario vivir y resalta la falta de servicios para esta población.

En el estudio que se llevó a cabo para agosto del 2021 y que contó con la participación de unos 707 adultos mayores de 45 años, se encontró que el 84% de los encuestados prefieren permanecer en su casa de necesitar apoyo.

Asimismo, aunque el 94% revela que es importante contar con los servicios para mantenerse en su hogar, solo el 43% de estos indican que tiene acceso a algún tipo de estos servicios. Otro punto relevante es que mientras el 91% de los participantes dicen que es importante tener servicios de respiro para cuidadores familiares, solo el 21% expresó tenerlo actualmente. Los rigores de la labor del cuidador generalmente afectan su salud física, mental y emocional, y también impactan adversamente sus finanzas, ya que el 68% tiene que pagar el cuido de su propio presupuesto.

El director estatal de AARP Puerto Rico subrayó que “en la Isla hay que poner el énfasis en servicios de apoyo de cuido prolongado para la población adulta mayor, por parte de agencias gubernamentales, el sector privado y las organizaciones comunitarias. En la misma forma, cabe señalar que tampoco se tiene un sistema de servicios de apoyo social en las comunidades para que los adultos mayores con vulnerabilidad puedan envejecer en su casa con dignidad e independencia”. También, añadió que “estos servicios son difíciles de costear ya que Medicaid no paga por servicios de cuidado prolongado en la Isla y los residentes de Puerto Rico tampoco contamos con el beneficio Seguro Social Complementario (SSI). Esta realidad hace que el rol del cuidador familiar sea la única alternativa que tienen las familias para proveerle una vida digna, independiente y activa a los seres queridos”, acentúo José Acarón en su mensaje.

Ante los resultados del estudio y para resaltar la realidad que vive el cuidador familiar, AARP Puerto Rico develó los detalles de su nueva campaña que cuenta con la participación de Alexandra Malagón, Silverio Pérez, Dana y Michelle Miró, Carlos Ochoteco y Kerlinda Degláns. Todos ellos en su rol de cuidadores familiares, narran los retos que a diario enfrentan para asegurar la calidad de vida de sus seres queridos.  La campaña que correrá durante todo el Mes del Cuidador Familiar, incluye una serie de entrevistas de fondo con las personalidades que estarán disponibles en la página de Facebook de AARP Puerto Rico, anuncios de radio y prensa y sobretodo el relanzamiento de la página para recursos y servicios:  SoyCuidadorPR.org.  Este es el único directorio digital de servicios y programas enfocados exclusivamente en proveer la información necesaria para atender las necesidades de los adultos mayores y sus cuidadores en Puerto Rico.

Puerto Rico vive una realidad transcendental y AARP está comprometida en su la lucha por el bienestar de todas las generaciones. “Continuaremos trabajando para impulsar que se establezcan las estructuras para fortalecer y apoyar la única figura sobre la cual descansa el bienestar de los adultos mayores con limitaciones físicas, condiciones crónicas, diversidad funcional y/o cognitiva en su propio hogar: Los cuidadores familiares” concluyó Acarón.