Es posible una mejor calidad de vida para pacientes con Parkinson

Especialistas destacan beneficios de la terapia de Estimulación Cerebral Profunda para pacientes con Parkinson.

La enfermedad de Parkinson es la segunda enfermedad neurodegenerativa más frecuente en el mundo, afectando aproximadamente a 6.3 millones de personas. La Organización Mundial de la Salud estima que el número total de pacientes se duplicará para el año 2030. Medtronic, líder mundial en tecnología, soluciones y servicios médicos, se unió a la campaña internacional del Día Mundial del Parkinson bajo el lema “Toma 5”, promoviendo que pacientes y sus familiares hablen abiertamente sobre cómo el Parkinson los afecta a todos. Además, educar sobre los síntomas progresivos y cómo la tecnología puede permitir una mejor calidad de vida para las personas que padecen esta condición.

La campaña promueve que médicos y pacientes hablen de los tratamientos disponibles y busca orientarlos sobre cómo se puede evaluar y planificar de forma rápida y segura si el paciente es elegible para recibir la terapia de estimulación cerebral profunda (DBS). En Puerto Rico, ya existen pacientes que se benefician de esta tecnología innovadora para tratar los síntomas de Parkinson. El sistema de estimulación cerebral profunda (DBS) es el primer y único sistema de neuroestimulación DBS con la capacidad de capturar y registrar señales cerebrales mientras administra la terapia a pacientes con trastornos neurológicos asociados con la enfermedad de Parkinson, temblor esencial, distonía, epilepsia o trastorno obsesivo compulsivo (TOC).

Este sistema, aprobado por la Administración Federal de Drogas y Alimentos (FDA), permite a los médicos rastrear las señales cerebrales del paciente y correlacionarlas con acciones o experiencias registradas por ellos, como síntomas, efectos secundarios o ingesta de medicamentos facilitando un tratamiento de neuroestimulación más personalizado y basado en datos.

Manatí Medical Center fue una de las primeras instituciones en Puerto Rico donde el sistema DBS estuvo disponible. “Nuestro objetivo es que los pacientes recuperen su independencia y mejoren su calidad de vida.  Con la estimulación cerebral profunda se puede mejorar significativamente la función motora en personas con la enfermedad de Parkinson en comparación con la medicación estándar sola”, aseguró Dr. David Lozada, neurocirujano funcional. Ahora, gracias a esta tecnología, podemos adaptar con mayor precisión la terapia a las necesidades individuales de cada paciente en función de los datos de la actividad neuronal”.

La estimulación cerebral profunda es una terapia individualizada administrada por un pequeño dispositivo similar a un marcapasos, que se coloca debajo de la piel del pecho o del abdomen, para enviar señales eléctricas a través de cables muy delgados (conductores) a un área específica del cerebro relacionada con los síntomas de un trastorno neurológico, como la enfermedad de Parkinson.

“Estamos entusiasmados con los nuevos tratamientos y los avances clínicos que permiten que las personas con Parkinson tengan una vida más plena”, dijo el Dr. Ángel Viñuela, neurólogo sub -especialista en trastornos del movimiento y experto en la terapia de estimulación cerebral profunda. “Tenemos que seguir educando sobre el Parkinson y que las personas conozcan las alternativas de tratamiento que tenemos disponibles. Con esta nueva tecnología vamos a ser capaces de analizar la actividad cerebral de los pacientes en tiempo real, mejorando muchos las opciones de tratamiento”, añadió.

Actualmente, la terapia DBS para el tratamiento de la enfermedad de Parkinson, el temblor esencial, la distonía primaria, los síntomas incapacitantes de la epilepsia y el trastorno obsesivo compulsivo resistente a tratamiento, está aprobada en muchos lugares del mundo, incluido Estados Unidos y Europa. Medtronic fue pionero en los Estados Unidos en ofrecer sistemas de DBS condicional por RM de cuerpo completo para que los pacientes tengan exploraciones seguras en cualquier parte del cuerpo bajo ciertas condiciones. Desde 1987, se han implantado más de 175.000 dispositivos DBS de Medtronic en todo el mundo para los trastornos del movimiento y otras indicaciones.

Para más información sobre Medtronic, visite www.medtronic.com.