Promueva el bienestar psicológico de los adultos mayores

Por Gilliam J. Torres-Torres, Psicóloga y Leslie M. Díaz-Ortiz, Neuropsicóloga

Unsplash

Según avanzamos hacia la adultez, una salud mental positiva se relaciona con el sentido de bienestar y satisfacción con la vida que pueda tener una persona. Con frecuencia, cuando pensamos en la vida que deseamos ofrecer a nuestros adultos mayores, nos preguntamos qué podemos hacer para que tengan una mayor calidad de vida. Es importante resaltar que alcanzar un estado de bienestar y satisfacción no se limita a la ausencia de enfermedad o situaciones de vida que puedan ser difíciles. Ciertamente, hay muchos factores que afectan la calidad de vida en las personas, pero fomentar un estado de salud mental positivo puede ayudar en gran manera al sentido de bienestar general.

Algunas recomendaciones para promover el bienestar psicológico en esta etapa de vida son:

  • Buscar la autoaceptación, asumiendo una actitud positiva hacia sí mismo. Acercarnos a la autoaceptación conlleva reconocer nuestras múltiples cualidades, incluso aquellas que con frecuencia rechazamos, y abrazarlas como aspectos valiosos de la persona que hoy día somos. Cuando logramos acercarnos a la autoaceptación en la adultez, despertamos sentimientos positivos hacia nosotros mismos, y nos sentimos más satisfechos con lo que ha sido nuestra vida.
  • Mantener relaciones positivas con otras personas, que se caractericen por la demostración recíproca del afecto y el interés en el bienestar del otro. Contar con relaciones significativas de amistad, además de las que se mantienen con la pareja o la familia, contribuyen al bienestar psicológico al facilitar el disfrute de un vínculo cálido y la disminución del sentido de aislamiento que podemos experimentar en esta etapa de la vida.
  • En la medida de lo posible, mantener los estilos de vida y actividad. La transición hacia esta etapa de vida implica una serie de cambios en el estilo de vida, y con frecuencia, una disminución en el nivel de actividad. De seguro más de alguna hemos recibido la recomendación de mantenernos activos físicamente e involucrados en múltiples actividades en esta etapa. En realidad, la invitación es a mantener niveles de actividad similares a los que hemos llevado a lo largo de nuestra vida, en la medida en que sean acordes a nuestras capacidades físicas actuales. Es decir, si durante la juventud disfrutabas de actividades recreativas pasivas como la lectura, te recomendamos continuar disfrutando actividades similares con frecuencia. Esto ayuda a mantener el bienestar psicológico en la medida en que mantienen una imagen positiva y estable de sí mismo aun con el pasar del tiempo.